Formatos de imagen ¿Cuándo se deben usar?

Publicado en: Diseño

Introducción

Alguna vez te has preguntado ¿cuándo se deben usar los formatos .jpg, .png o .svg? por regla general cuando hablamos de imágenes solemos olvidarnos que tenemos más de una opción. Gracias a la aparición de nuevos soportes y nuevos tipos de pantallas podemos disfrutar de una excelente variedad que nos ayuda a mejorar el estilo de nuestra web.

A pesar de que todos son formatos de imágenes, lo cierto es que tienen funciones diferentes y pueden resultar mejor opción en diversos momentos, sigue leyendo para que aprendas en qué ocasiones debes implementar cada uno de ellos para potenciar la estética de tu página web.

svg versus png versus jpg

Formato .JPG 

Es el más conocido de los 3 al ser la opción predeterminada en caso todos los casos, y esto se debe a que permite la inclusión de colores de forma ilimitada. Suelen ser bastante pesadas, sin embargo, se pueden comprimir de 0 a 100, pero lo ideal es quedarse en un 60 – 70 para evitar perder mucha calidad.

Formato .PNG

La posibilidad de usar transparencias es el motivo de su popularidad, ya que se trata de una característica muy útil, especialmente si hablamos de diseños web. Existen dos sub variedades de este tipo, las PNG8 y PGN 24.

Si bien ambos se comprimen sin perdidas, el PNG8 cuenta con una paleta de colores un poco limitada, con solo 256 aproximadamente, pero permite hacer exportaciones en tamaños pequeños. Por otro lado, el PGN 24 cuenta con una variedad ilimitada de colores, pero sus exportaciones son de mayor tamaño.

Formato .SVG

Sin importar el tamaño es el mejor a nivel de visualización, funciona perfectamente en cualquier de imagen que no sea una fotografía. Resulta muy práctico y es uno de los más usados por los diseñadores al permitirles un manejo fácil de la escalabilidad, a pesar de esto, no podemos olvidarnos que se trata de un formato vectorial, algo que se debe tener en cuenta siempre antes de escogerlo.

Entonces ¿Qué formato debo usar?

Al tener una idea de cuáles son las diferencias y similitudes entre ellas, al igual que sus pros y contras, se hace muy sencillo saber en qué momentos una resulta mejor que la otra, siempre buscando la manera de que se adapte lo mejor posible a lo que necesitamos en el momento, y respetando la estética de nuestro blog.

Todo es cuestión de conocer y practicar lo aprendido, al disponer de un genial abanico de formatos de imagen, solo resta escoger de forma inteligente para ahorrar tiempo y aumentar la calidad de nuestras imágenes.

ejemplos de jpg, png y svg